La necesidad de llevar una vida más sostenible

Compost

Llevar una vida sostenible, en realidad es mucho más fácil de lo que crees y no es tan caro como algunos lo piensan. A continuación, veremos algunas de las cosas que interfieren en la salud, el descanso y el camino hacia la versión más sostenible de nuestro hogar.

Añade luminosidad

Añade luminosidad
Fuente: Delikatissen

La luz natural es gratis y lo mejor de todo es que mejora la salud. Invertir en termopaneles, es básico para que entre la luz evitando cambios de temperatura. Su uso te ayudará a ahorrar dinero tanto en calefacción como en aire acondicionado. Hay una infinidad de modelos y diseños, por ejemplo: PVC, Aluminio, con puertas fijas o correderas, entre otras. Hoy en día hay soluciones eficientes utilizando cualquiera de estos materiales. Además, podemos aportar en iluminación eligiendo cortinas de gran calidad. Las cortinas brindan ahorro energético porque pueden funcionar como aislantes del frío o del calor, manteniendo mejor la temperatura de los espacios. Para este invierno, recomendamos las cortinas blackout, líderes del mercado en regulación térmica. También otorgan descanso absoluto al momento de dormir.

Ventila las diferentes áreas

Ventilación
Fuente: Bjufors

Lo ideal es abrir las ventanas y dejar que el aire circule por toda la casa, sin embargo, hay hogares antiguos donde no es posible ventilar demasiado. Para conseguirlo podemos eliminar tabiques innecesarios, reemplazar las puertas pequeñas por correderas, y apostar por revestimientos transpirables. Más madera, corcho o fibras orgánicas y menos plásticos, metales o cementos.

Opta por materiales naturales

Materiales naturales

 

En la actualidad, los superalimentos están de moda, pero para que en realidad tengamos una alimentación sostenible hay muchos elementos que nos pueden ayudar, desde vitrocerámicas a base de iones de plata, llaves que cuentan con sistemas de ahorro de agua y filtros, etc…  ¡Todo cuenta! Desde el material de las puertas de tu cocina, al sistema de iluminación o eliminación de residuos. Recuerda elegir materiales libres de tóxicos, que se mantengan en buen estado sin tener que complicarte demasiado la vida con la limpieza.

Energía eficiente

Energía eficiente
Fuente: Vastanhem

La energía es algo básico y esencial en nuestra vida, por eso debemos ser responsables con su uso. Seguro que tus papás o abuelos siempre te decían ¡Apaga la luz!.

Una buena idea para no malgastar la energía es elegir electrodomésticos de clase energética A, porque a pesar de ser más costosos, son la mejor inversión. Y con las ampolletas, lo mismo, cámbiate a las que sean LED y ahorra hasta un 80 % de consumo en iluminación.

Algunos buenos tips son intentar no abrir la puerta del horno cuando lo uses, utilizar más las ollas a presión y poner las tapas a las ollas cuando cocines.

Energía solar

Energía solar
Fuente: Pinterest

En Chile aún nos queda un largo camino en lo que respecta al aprovechamiento de la energía solar, pero poco a poco las cosas van avanzando. Si vives en una casa antigua o en una comunidad de vecinos, decídete a proponer la instalación de paneles solares para todo el edificio. Con estos paneles se obtiene energía térmica (para calentar el 60 % del agua caliente que necesitas), y energía fotovoltaica que genera electricidad. La inversión es importante, pero se amortiza rápidamente ya que prácticamente estos paneles no conllevan gastos de mantenimiento.

Cuida el agua

Cuida el agua
Fuente: Pinterest

Cambia todas las llaves de la casa para que cada gota cuente. Mejor si inviertes en los sistemas modernos que regulan la cantidad de agua que sale. También son una estupenda opción las llaves termoestáticas (que permiten elegir la temperatura del agua), las con temporizador, o las electrónicas que sólo funcionan cuando tienes las manos debajo. 

Más verde por dentro y por fuera

Naturaleza
Fuente: Acotio deco

Disfrutar de un jardín o de un pequeño huerto en casa, nos brinda muchísimos beneficios, pero lamentablemente no todo el mundo tiene esa suerte. Plantas de interior, jardines verticales, invernaderos, terrazas cubiertas… Si con los vecinos fuera posible ponerse de acuerdo e instalar en la azotea un jardín verde sería maravilloso. Los tejados verdes son capaces de controlar la energía dentro de las viviendas y drenan mejor el agua.

Lo que no sirve ¡se va para afuera!

Despensa
Fuente: CDN3

Reciclar es importante, pero es aún más importante reducir la cantidad de cosas que no necesitamos. Contar con un buen almacenaje es mejor que tener varios muebles chicos. Y una bolsa de tela, infinitamente es más eficiente que 20 de plástico. Evita los productos que tengan envoltorios, el papel film o el de aluminio, usa más los envases que tengas en casa y compra todo lo que puedas al peso. Planifica una correcta organización en tu despensa para comprar mejor y evitar que los productos se pongan en mal estado.

¡Reutiliza!

Reciclar
Fuente: Boho chic style

Reutilizar, nos ayuda a todos. La madera de cualquier demolición, por ejemplo, se puede usar en revestimientos de paredes o incluso en muebles. Una buena idea es usar tableros de osb reciclado para cubrir baños o cocinas. También, si vas a construir tu casa desde cero o la vas a remodelar, infórmate antes de todos los materiales reciclados o naturales que puedes utilizar.

 ¡Recicla!

Compost
Fuente: Pinterest

Si destinas un lugar de tu hogar para el reciclaje, podrás ir clasificando todos los residuos que vas generando. Recicla envases de vidrio, papel o cartón, aceites (¡recuerda que el aceite no se bota por el lavaplatos!), ampolletas, pilas o medicamentos. Otra buena idea es implementar el compostaje, un proceso un poco lento, pero que vale la pena. Usa recipientes metálicos o un cajón de madera y ponlo cerca de la cocina y de tu huerto, para que no te de tanta flojera usarlo. Todos esos restos orgánicos se convertirán en el mejor sustrato para tus plantas o tu huerto.

Recuerda que las pequeñas decisiones que tomamos cada día son capaces de afectar a nuestro consumo. Si todos fuéramos capaces de unirnos por este fin, seguro cambiaríamos el mundo. Mientras tanto, haciendo un consumo personal mucho más responsable estaremos dando pasos agigantados…

 Para más información, visita Habitissimo

Compartir:

Sé el primero en responder

Deje una respuesta

Tu dirección de correo eléctronica no será publicada.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.