Estudiantes de la U. de Chile bajan toma feminista

Toma feminista U de Chile

Aunque este empoderamiento se ha podido presenciar desde hace algún tiempo, las manifestaciones en su mayoría se han generado por causa de maltrato o abuso a las mujeres y la innegable violencia de genero presente en el país.

Tal es el caso de un profesor universitario identificado como Carlos Carmona, que además figuraba como ex presidente Tribunal Constitucional, el cual fue acusado por acoso sexual por una estudiante de derecho de la Universidad de Chile que era su ayudante de una cátedra.

La denuncia se realzó en agosto del año pasado por la estudiante de quinto año que aseguraba el profesor todos los días le decía que “sus aros” eran muy bonitos y que si podía tocarlos, un muestra evidente de invasión al espacio personal.

Entre otras declaraciones de la estudiante, afirmó que el 15 de agosto después de almorzar se recostó en un sofá para descansar y se despertó porque el profesor estaba acariciando su cabello a lo que se sentó en el sofá para acostarse sobre ella y acariciarle el rostro, la chica cuenta que no la dejaba salir.

El acusado se defiende argumentando que al joven le pidió despertarla y que él lo hizo tocándole la cabeza, niega rotundamente haberse acostado sobre ella y asegura que los halagos que llegó a hacerle eran una forma de subirle el ánimo.

Así mismo, el decano de la facultad de derecho de la Universidad de Chile propuso una censura al profesor para pasar a tres meses de suspensión.

Lo cierto es que a raíz de estas declaraciones y con todo el auge del momento acerca de los abusos a las mujeres, los estudiantes de la facultad iniciaron una toma feminista que alcanzó los 70 días de movilización.

Fue el día lunes 9 de julio cuando decidieron poner fin a dicha toma y para sus manifestaciones, alegando que han conseguido resultados favorables que llevarán a cambios significativos para evitar este tipo de abusos dentro de los recintos universitarios.

La vocera de la toma, Emilia Schneider, agregó que ganaron varios temas al interior de la universidad y lograron posicionar la idea de la educación pública no sexista en el debate nacional. Además, destacó que lograron tensionar a sus autoridades, así como a distintos académicos para que se pronunciarán con relación al caso del profesor Carmona.

Para el contento de las jóvenes, muchas académicas también se han sumado a esta protesta y al menos 30 de ellas han firmado la petición de renuncia de este profesor de la universidad. Es un pronunciamiento significante, asegura la vocera.

Las decisiones que se han tomado con relación al caso Carmona señalan que el profesor no tendrá actividades académicas ni el 2018 ni el 2019 y ya no forma parte de las comisiones de evaluación de académicos y académicas que el presidía antes de la acusación.

Ante esto, se espera que el profesor de un paso al costado entendiendo la magnitud del caso y el significado de todas estas movilizaciones y protestas que se han estado presentando en la casa de estudio por más de dos meses.

Respecto a los cambios a nivel interno, la dirigente explicó que se van a conformar equipos de trabajo que trabajarán en pro a una educación no sexista que no debe quedarse sólo en la facultad sino que pretenden que trasciendan a nivel nacional con el gobierno para transformar de manera radical el modelo educacional.

Por su parte, Emilia Schneider espera que se inicie un nuevo ciclo para la movilización porque el tema fue realmente sentido por las estudiantes, así como por la sociedad chilena.

Compartir:

Sé el primero en responder

Deje una respuesta

Tu dirección de correo eléctronica no será publicada.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.